El leasing es un contrato financiero, donde se adquiere un activo pagándolo en cómodas cuotas y al finalizar el contrato se obtiene la opción a compra. En esta modalidad el arrendador, que puede ser una empresa, autónomo o particular, sede al arrendatario los derechos en tu totalidad del bien y en consecuencia asume los gastos de mantenimiento del mismo.

¿Cómo funciona un leasing de coches?

Para el caso de vehículos se maneja muy similar: se escoge el coche y se crea un contrato financiero entre las partes. Es importante destacar que desde el inicio del leasing el arrendador es considerado como dueño del coche y, en consecuencia, el arrendador confiere derechos de uso sobre el vehículo. Además, el arrendatario asume los deberes a cumplir con el bien recién alquilado, como lo son: gastos de mantenimiento, seguro a todo riesgo, pagos de impuestos, entre otros.

El acuerdo para el leasing puede tener una duración entre 3 a 10 años, donde al culminar el contrato el arrendador ofrece la opción de comprar del coche a su cliente, también puede haber otras opciones de renegociación entre las partes, como renovar el contrato por un año más o contratar un nuevo leasing para otro vehículo.

Leasing financiero

Es un tipo de acuerdo que se caracteriza por brindar un arrendamiento con opción a compra. Además, el arrendador le confiere al arrendatario todos los derechos de disfrute del bien y a su vez la responsabilidad del mantenimiento en todos los aspectos que se requieran, esto a cambio del pago mensual acordado. Con el leasing financiero es posible realizar la amortización acelerada, que trae consigo beneficios fiscales para el arrendatario. Al finalizar el contrato, el arrendatario puede comprar el bien en función del costo residual que tenga y no al precio actual del mercado.

Leasing operativo

Es otra forma de contrato conocida como renting, tiene similitud con el leasing financiero, no obstante, con esta modalidad no se tiene la opción a compra del bien. Las cláusulas estipulan un tiempo menor por el renting, además dentro del pago viene incluido los costes que puede generar mantener un activo. Es una alternativa usada para la compra de coches y para las empresas que deseen equiparse con maquinarias, entre otros bienes activos; sin hacer enormes gastos de contado.

Lease – Back

Es una alternativa de leasing poco frecuente, donde el dueño (particular – empresa) transfiere su bien activo a un ente financiero o agencia arrendadora, de tal manera de obtener beneficios económicos de esta transacción y a su vez hacer otro contrato financiero que le permita continuar con el uso del bien.

Esta modalidad es frecuente a nivel empresarial, cuando por diversas razones requieren liquidez rápidamente y ofrecen al ente financiero su equipamiento para cubrir algunas necesidades. La empresa receptora del lease – back se beneficia de esta transacción, ya que su activo recién adquirido le genera ganancias con este tipo de contrato.

Este acuerdo de leasing se aplica con frecuencias para inmuebles; no obstantes también es aplicable para bienes muebles, siendo una opción de financiamiento para cubrir gastos imprevistos, tanto para personas como organizaciones.

¿Cómo funciona un leasing?

¿Cómo comprar un coche por leasing?

Al momento de tomar la decisión de adquirir un renting, es importante saber cómo es el proceso desde que seleccionas tu coche hasta la firma del contrato financiero, aquí encontrarás los pasos a seguir para adquirir tu servicio de leasing:

  • Es vital buscar la asesoría e información sobre los tipos de contrato leasing que existen en el mercado.
  • Consulta con los asesores de Avanti Renting, quienes te guiarán durante la escogencia de tu coche favorito, mostrándote las distintas alternativas de renting que tenemos para ti.
  • Posteriormente cuando ya tengas el coche seleccionado, la cuota mensual a pagar, los impuestos generados, el valor residual del coche, entre otros datos, se procede con la firma del documento. Es vital que tengas claro qué tipo de contrato (financiero u operativo) estás negociando, a fin de evitar discrepancias contables a futuro.
  • Cuando esté cerca la fecha de culminación del contrato, tendrás la opción de comprar el coche por su valor residual. Recuerda que en el leasing no incluye el gasto por mantenimiento del vehículo. Todo dependerá de las cláusulas establecidas y la negociación con la empresa arrendadora.

Ventajas y desventajas del leasing

Cuando se desea adquirir un coche o cualquier otro bien por la modalidad del leasing, es importante hacer un análisis previo con las diversas empresas del mercado que ofrecen este servicio, y saber realmente si te funciona un leasing, por tal razón es importante que, conozcas sus ventajas y desventajas:

  • Permite adquirir un vehículo sin pagar una cuota inicial elevada.
  • Los pagos fraccionados por el leasing suelen ser inferior con respecto a la financiación que otorga los banco.
  • Puedes al final de contrato comprar tu vehículo a un costo menor, en función de su valor residual.
  • Permite a una empresa adquirir su maquinaria para funcionar, sin tener que hacer grandes gastos de contado.
  • Las industrias pueden obtener ventajas fiscales al demostrar para qué es la utilidad del coche adquirido.
  • Los contratos del leasing financiero y operativo son exclusivamente para bienes tangibles, puede tratarse de un inmueble o una flota de vehículos. No aplica para activos intangibles.
  • Cuando contratas el leasing, los gastos de mantenimiento y seguro del vehículo son asumidos por ti.
  • Existe dentro de las cláusulas del contrato un kilometraje máximo permitido por el tiempo que dure el contrato, si excedes lo acordado puede corresponder el pago de una penalización.
  • Para ser el titular del vehículo tendrás que esperar a que finalice el contrato de operación financiera.
  • Posible pago de multas por cancelación del leasing anticipada.

Sin aún te queda dudas sobre las opciones de arrendamiento de coches, no dudes en consultar con nuestros asesores en Avantirenting.es quienes te brindaran el mejor apoyo para seleccionar el renting adecuado para ti. Puedes usar nuestro simulador y evaluar cuál es la mejor alternativa, y que tu decisión final vaya acorde a tus necesidades y evaluación financiera.

El renting, a la larga, termina resultando mucho más económico que el leasing de coches. En ocasiones, y dependiendo del tipo de avería que sufra el vehículo, los gastos de reparaciones y mantenimientos puedes resultar mucho más costosos que la adquisición de un nuevo coche. Con Avanti Renting podrás conducir con la tranquilidad de que todos los gastos están incluidos dentro de las cuotas mensuales. Además, no tendrás que pagar entradas ni encontrar a un comprador para el coche en caso de que quieras cambiar de vehículo en caso de que tus necesidades familiares y/o empresariales cambien.

Conoce toda la oferta de coches de renting para particulares, autónomos y empresas tenemos disponibles en nuestra página web.

Si tienes alguna duda o consulta, no dudes en contactar con nuestros expertos de Avanti Renting, ellos te resolverán todas las dudas que tengas sin ningún tipo de compromiso.

 

Artículos Relacionados